Lo más bonito de Sajonia-Anhalt

Sajonia-Anhalt es un estado federal situado en el corazón de Alemania, que limita con Sajonia, Baja Sajonia, Turingia y Brandeburgo.

La capital de este estado es Magdeburgo, también conocida como la ciudad de Ottonenstadt. Esto se atribuye al emperador Otto I, que desempeñó un papel importante en la historia de la ciudad.

Ciudades interesantes para descubrir

Además de la capital del estado de Magdeburgo, hay muchas otras ciudades interesantes para descubrir en Sajonia-Anhalt. La ciudad de Quedlinburg, cuyo casco antiguo se encuentra en la lista de sitios del patrimonio cultural de la UNESCO, no puede perderse.

Destacan las numerosas casas de madera en Quedlinburg, bien conservadas, ya que en Quedlinburg hay unos 1.200 de estos tipos. Esto convierte a la ciudad en uno de los monumentos más grandes de Alemania. Además, hay que visitar el castillo de la ciudad con su famoso tesoro catedralicio.
Otra ciudad impregnada de historia es Eisleben, que lleva el nombre del más importante reformador alemán Martín Lutero. Su casa natal y su casa de la muerte todavía se puede ver en Eisleben.

El estado federal de Sajonia-Anhalt es también conocido por sus numerosos castillos y palacios. Uno de los castillos mejor conservados es el Castillo de Falkenstein y el castillo de Wernigerode, la “”colorida ciudad de las montañas Harz””, merece una visita.

Además, en las montañas Harz hay imponentes presas para visitar, la presa de Rappbode es un ejemplo impresionante.

En Sajonia-Anhalt hay muchas regiones diferentes que vale la pena visitar, como el Altmark, el Magdeburger Börde o la región de Mansfeld. El Harz es claramente la zona más visitada, pero las montañas Harz son las más visitadas.

Destino de vacaciones muy popular

Este es un destino de vacaciones muy popular para los excursionistas y entusiastas de los deportes de invierno.

Esta región es también una de las regiones más legendarias e históricas de Alemania, con muchas leyendas que rodean las montañas Harz. La elevación más alta es la de Brocken, de 1.142 metros de altura, en la que Goethe interpretó la noche de Walpurgis en el Fausto.

Desde la cima se tiene una vista panorámica fantástica de las estribaciones de Harz. El ascenso es un poco difícil, pero también se puede elegir el camino más cómodo y tomar el Brockenbahn a la cumbre.

Los amantes del senderismo encontrarán innumerables senderos bien señalizados en las montañas Harz; uno de los destinos de senderismo más bellos es el Bodetal, cerca de la ciudad de Thale, un valle salvajemente romántico. En toda la zona de Harz hay 222 estaciones de estampación, que pueden ser visitadas por los excursionistas ambiciosos. Éstos conducen a los puntos más bellos del Harz.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *